Real Decreto Ley 7/2019, de 1 de marzo

El real decreto ley 7/2019 de 1 de marzo es una normativa que regula diversas cuestiones relacionadas con el arrendamiento de viviendas y la propiedad horizontal en España. Este decreto ley fue aprobado con el objetivo de mejorar la situación de los arrendatarios y garantizar una mayor estabilidad en el mercado de alquiler de viviendas.

¿Qué es el real decreto ley 7/2019 de 1 de marzo?

El real decreto ley 7/2019 de 1 de marzo es una normativa que modifica la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU) y la Ley de Propiedad Horizontal (LPH), con el fin de regular aspectos relacionados con los contratos de arrendamiento de viviendas y los derechos de los propietarios en comunidades de vecinos.

Principales cambios introducidos

El real decreto ley 7/2019 de 1 de marzo introduce una serie de cambios importantes en el ámbito de los arrendamientos urbanos y la propiedad horizontal. Algunos de los cambios más relevantes son los siguientes:

  1. Ampliación de la duración de los contratos de arrendamiento de vivienda: antes de la entrada en vigor de este decreto ley, la duración mínima de los contratos de arrendamiento era de tres años. Con la nueva normativa, la duración mínima se amplía a cinco años, o a siete años si el arrendador es una persona jurídica.
  2. Limitación de las garantías adicionales: el decreto ley establece que el arrendador solo podrá exigir al arrendatario una fianza equivalente a dos mensualidades de renta, en el caso de viviendas, y una mensualidad en el caso de locales comerciales. Además, se prohíben otras garantías adicionales, como avales bancarios o depósitos adicionales.
  3. Posibilidad de prórroga obligatoria: una vez finalizado el plazo mínimo del contrato de arrendamiento, si ninguna de las partes comunica su voluntad de no renovarlo, el contrato se prorrogará de forma obligatoria durante tres años más.
  4. Mayor protección frente a desahucios: se establecen medidas para proteger a los arrendatarios en situación de vulnerabilidad económica, como la ampliación del plazo de notificación de lanzamiento por impago de rentas.
  5. Facilitación del acceso a la vivienda: se fomenta el alquiler social y se establecen medidas para facilitar el acceso a la vivienda a determinados colectivos, como los jóvenes y las personas con discapacidad.
Relacionado:  ¿Desde qué año se puede reclamar la cláusula suelo?

Impacto en el mercado de alquiler de viviendas

El real decreto ley 7/2019 de 1 de marzo ha tenido un impacto significativo en el mercado de alquiler de viviendas en España. Por un lado, ha generado un debate entre los defensores de los derechos de los arrendatarios y aquellos que consideran que las medidas adoptadas perjudican a los propietarios. Por otro lado, se ha observado un aumento en la oferta de viviendas en alquiler, así como un incremento de los precios de los alquileres.

El real decreto ley 7/2019 de 1 de marzo ha supuesto una serie de cambios importantes en el ámbito del arrendamiento de viviendas y la propiedad horizontal en España. Si bien ha generado polémica y debate, su objetivo principal es proteger los derechos de los arrendatarios y garantizar una mayor estabilidad en el mercado de alquiler de viviendas.

Preguntas Frecuentes – FAQ

¿Cuándo se convierte en indefinido un contrato de alquiler?

Según el Real Decreto Ley 7/2019 de 1 de marzo, un contrato de alquiler se convierte en indefinido cuando el arrendador y el arrendatario acuerdan una prórroga tácita del contrato una vez transcurrido el plazo inicial del mismo. Esto significa que, si el contrato no ha sido renovado ni resuelto antes de la fecha de finalización, se considera automáticamente prorrogado.

¿Quién paga los honorarios de la inmobiliaria en un alquiler nueva Ley?

De acuerdo con la nueva Ley de arrendamientos urbanos, los honorarios de la inmobiliaria en un contrato de alquiler son pagados por el arrendador, a menos que se acuerde lo contrario entre las partes. Esto implica que el arrendador es responsable de cubrir los gastos derivados de la intermediación inmobiliaria, como la gestión del contrato o la búsqueda de un nuevo arrendatario.

Relacionado:  La persona con discapacidad debe pagar el IBI

¿Cuál es la última Ley de arrendamientos urbanos?

La última Ley de arrendamientos urbanos es el Real Decreto Ley 7/2019 de 1 de marzo. Esta ley introduce una serie de modificaciones en relación al alquiler de viviendas, estableciendo nuevas condiciones y derechos tanto para arrendadores como arrendatarios. Entre los cambios más destacados se encuentran las prórrogas automáticas, la limitación de la duración de los contratos y la regulación de los precios de los alquileres.

¿Qué dice la nueva Ley de alquileres de las reparaciones?

Según la nueva Ley de alquileres, el arrendador tiene la obligación de realizar las reparaciones necesarias para mantener la vivienda en condiciones habitables. Estas reparaciones deben ser realizadas de forma rápida y eficiente, y el arrendatario tiene derecho a exigir su realización. Además, la ley establece que el arrendatario puede realizar las reparaciones necesarias por cuenta propia y descontar el importe de las mismas del pago del alquiler, siempre que haya notificado previamente al arrendador y se cumplan ciertos requisitos legales.

Deja un comentario